FORTALEZAS(II)

Ya vimos en el anterior post que tenemos una herramienta gratuita de medición de las fortalezas llamada “Test VIA de Fortalezas Características“, de la Universidad de Pensilvania.

En dicho test se realiza un “escaneado desde la primera hasta la 24“ de todas las fortalezas del ser humano. Es muy importante trabajar las 5 primeras, y debo señalar que desde la Psicología Positiva se recomienda también no olvidarnos y trabajar también, aunque en menor intensidad, de las fortalezas en las que no destacamos.

Así pues las “Top 5 “nos proporcionan estados de máximo desempeño, mientras que el resto nos cuesta un desgaste de energía terrible el ejercitarlas.

La Psicología Positiva no arrincona dichas debilidades y recomienda ir mejorándolas día a día mediante ejercicios específicos.

Aquí es donde quería incidir en estos dos post. En muchas ocasiones nos encontramos que al no ejercitar debidamente nuestras debilidades, esto hace que operaciones o relaciones personales se vean seriamente comprometidas.

En el extremo opuesto conozco casos de ejecutivos “de nivel” que tienen tan arraigadas sus principales fortalezas que hacen un uso excesivo aún a costa de sí mismos. Los muros de sus fortalezas son de tal grosor que los cañones no pueden asomar para alcanzar sus dianas.

Es, por tanto, muy importante ser conocedor de nuestras fortalezas y de cuando y debemos usarlas; así como de nuestras debilidades y de cuando y como debemos fortalecerlas.

La flexibilidad, perspectiva, creatividad y la innovación en todo lo que tiene que ver con nosotros mismos, con los demás y con nuestros procesos, así como la identificación y discusión de nuestros paradigmas autolimitantes es de suma importancia para convertirnos en una persona fuerte y capaz.

Enfocar nuestra educación hacia un diagnóstico de nuestras fortalezas características para después trabajarlas, conduce a tener individuos más capaces, más potentes, que saben lo que quieren y que su rendimiento estará muy por encima de lo que estaría si se limitaran a seguir los cánones establecidos por el actual sistema educativo.

A su vez, educarnos en fortalezas produce individuos más resilientes, menos deprimidos, más optimistas y, en definitiva, mejor preparados para el reto constante y de dificultad creciente que supone vivir en una sociedad cada vez más rápida y mutante.

Lo de hoy es antiguo mañana, no podemos permitirnos el lujo de desperdiciar tanto talento como se está permitiendo en este país.

Con estas palabras me despido de Vds. con un fuerte abrazo.

Anuncios

Comentarios desactivados en FORTALEZAS(II)

Archivado bajo Actitud positiva

Los comentarios están cerrados.